domingo, febrero 26, 2006

Un algo que hacer al día

Sigo funcionando a cámara lenta. Supongo que de ahí que escriba tan poco. Apenas fuera, y muy poco que tenga profundidad aquí.

Pero ahora al menos hago una cosa al día: el viernes, simular que trabajaba. El sábado, dirigir una partida de Vampiro. Hoy, la redacción de inglés para mañana.

Ahora pronto me iré a la cama y ya me ha empezado a asfixiar el pánico: mañana tengo clase de kendo y he faltado (otra vez) una semana entera... y lo paso fatal con la perspectiva de volver. Incluso sabiendo que me entienden.


Espero que estos meses que me quedan pasen pronto. Quizá en primavera, cuando el curso esté terminando, pueda decidir qué narices voy a hacer el año que viene. Pero ahora, sólo pensarlo me produce vértigo. Esta misma tarde casi me mareo al empezar los papeleos de la oposición.

Se ve que ya eran dos tareas al día... y he empezado a echar humo.

viernes, febrero 24, 2006

A la vejez viruelas...

Cortesía de No tiene desperdicio:
En una carta que ayer publicaba el diario Melilla Hoy, y aprovechando el 25 aniversario del 23-F, Antonio Tejero reivindica los “derechos” que le otorga la Constitución y por ello denuncia a quienes, según él: “Cometen actos contrarios a ella o la denigran”.

Tejero afirma que "todo esto va muy mal, que todo lo que se está produciendo es anticonstitucional". Y a continuación arremete contra el Gobierno y el presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, porque: “si se aprobara el Estatut”, añade: “España ya no sería España. ¡La habría matado! ¡Y la habrían matado precisamente aquellos que el pueblo eligió para que la cuidaran!”.

jueves, febrero 23, 2006

Un poco baja

Parece que al final mi corazón está bien. Me han hecho tres electros, una prueba de tensión y una de glucemia. Aunque "un poco baja", dentro de los límites normales para una persona sana.

Un poco baja, así es precisamente como estoy. Hago las cosas muy despacito, como mi abuela. Y me aterrorizan los movimintos, los papeleos, hasta ir a la oficina a enviar libros o a recoger cosas.

Es una sensación muy rara.



Última hora
Después de escribir este post, he sido capaz, yo solita y sin ayuda de nadie, de inscribirme en un concurso para guionistas con uno de mis proyectos inéditos (otro documental)

Oé por mí.

martes, febrero 21, 2006

Hace como una hora recibí la primera llamada, y hace un momento la segunda.

Me han llamado de un Call Center para indicarme que Amnistía Internacional está muy agradecida por mi participación en sus campañas de presión y en la Red de Acciones Urgentes todos estos años; y que por lo tanto, quizá me gustaría hacerme socia.

Les he explicado, tanto al chico como a la chica, que no podía tolerar que Amnistía Internacional utilizara los servicios de una empresa de telemarketing, con todos los abusos que conlleva, para pedirme un dinero que en parte será destinado a pagar a esos teleoperadores en lugar de contratar recaudadores de fondos y abogados en su propia sede, con contratos decentes y una vida digna sin turnos de cinco minutos para ir al baño.

Uno de ellos ha intentado decirme que me llamaba desde la propia oficina de A.I., hasta que le he explicado que yo también he trabajado como teleoperadora y que, al fin y al cabo, no era culpa de él, que era un compañero, nada más.

En otro momento les habría mandado al mismo carajo que mandé a Intermón con el asunto del Katrina.

Pero en aquel momento pude cambiar mi lealtad por algunas de las organizaciones que conocí en Estados Unidos y que se hicieron merecedoras de mi total respeto al instante. En este momento, no encuentro ninguna alternativa seria a Amnistía, así que continuaré participando en la Red.

Pero si algún día un miembro de Comunicación de A.I. entra aquí desde el Google, como ya me ha ocurrido con alguna Fundación del Opus Dei (cuyo nombre, C h a n /dra, no voy a revelar); por favor, no intentéis argumentar también vosotros que "todas las ONG lo hacen". Primero porque no es verdad, y las que no lo hacen no son precisamente marginales. Y porque haciéndolo destruís todo aquello por lo que los demás luchamos cada día desde nuestros colectivos.

¿Alguno de vuestros jefes de proyecto se ha molestado en leer el Convenio de Telemarketing?

Por favor, consideradlo.

lunes, febrero 20, 2006

Taquicardia

Si alguien de Madrid encuentra un corazón dando saltos indiscriminadamente por la calle, que me envíe un privado porque fijo que es el mío.

Creo que esta tarde tendré que ir al hospital. No os asustéis: es pura rutina y porque el centro de salud está tan saturado que mi médico de cabecera no tenía ni un hueco para atenderme; y mi psiquiatra no está en España... y por teléfono no ha podido darme más que unas pocas instrucciones.


Pero si no respondo correos o circulo más lenta de lo normal, por favor, excusadme.

domingo, febrero 19, 2006

jueves, febrero 16, 2006

Demóstenes, el filósofo de Móstoles, y Unamuno el copión

Viene de Informativos Telecinco, servido por Escolar.net.
__ ¿Qué cree usted que pensaría Unamuno del uso de su frase "vencereis pero no convencereis", en relación con el asunto del archivo, en la fachada del Ayuntamiento?

__Pues estaría encantado porque él, después de decirla, culminó la frase con esta segunda mitad: "me parece inútil pediros que penséis en España", que es una frase redonda, como una especie de botón de oro para cerrar lo que está pasando en Salamanca con el Archivo. La primera parte de la frase, además, es Patrimonio de la Humanidad, bastantes siglos antes que Don Miguel, la pronunció el griego Demóstoles. Espero que ningún bisnieto de Demósteles se enfade por "pisarle" la frase.

Julián Lanzarote, alcalde (pepero) de Salamanca, en una entrevista online con los lectores de Elmundo.es


Lo de la continuación de la frase es mentira: el día de 1936 en el que Unamuno dijo aquello en voz alta, Millán Astray sacó su pistola y estuvo a punto de pegarle allí mismo dos tiros. Si no llega a ser por Miguel Fleta y la mujer de Franco (a cada uno lo suyo), lo asesinan esa misma mañana.

Pero ya no tenemos "templos de la inteligencia", ni nadie que pueda ser "su sumo sacerdote", don Miguel.



Discutir de política por el messenger con Doc y con Ent relaja, pero no me ha quitado el ataque. Tengo un vaivén depresión-ansiedad que me va a sacar el corazón a pasear de un momento a otro (bueno, quizá no, pero ha estado intentándolo toda la tarde), seguido de bajones intermitentes.

Los jueves tengo que permanecer encerrada en casa: mi padre viene a Madrid a jugar al billar (es billarista clásico en la Federación Madrileña). Para él tengo que pasar toda la mañana del viernes en la academia de las oposiciones, la mitad de la tarde en un colegio y la otra mitad entrenando. Así que, cuando viene solo, como no tiene llave de mi piso, basta con que me quede encerrada en casa y no ponga la radio en la cocina ni me asome al balcón (vivimos en el mismo edificio). Si viene mi madre con él, tengo que madrugar para salir temprano a la biblioteca más cercana o cualquier cosa.

Esa situación me ha provocado un ataque. No he ido a la terapia, ni a entrenar, ni nada. No he podido concentrarme en nada más de tres minutos, ni siquiera en comer algo. Herberwest está preparando sus Oposiciones y no puedo molestarle... y a mis dos amigos no he conseguido pedirles ayuda.

Y luego, los fascistas diciendo que a los rojos cualquier día nos puede pasar algo. La semana pasada, un alumno mío se lo dijo a otro. Hace dos, Jiménez Losantos se lo dijo al Presidente Zapatero desde su emisora de radio.

Por favor, sacadme de aquí.

Como brotes de olivo, en torno a tu mesa, Señor, así son los hijos de la Iglesia

Gloria al Padre, ¡aleluya! Gloria a Dios, oh oh, glo o ria a a Dios

Prometí en verano hacer una selección de música cristiana española para April, una de las profes de la Hope Full Gospel Church School, y llevo como varios meses descargando en Internet todo lo que esta gente, todo hay que decirlo, comparte gratuitamente.

Brotes de Olivo (los Led Zeppelin del tema), Jhaire, Khairoi, la hermana Josefina, un montón de grupos evangélicos, unos gitanos estupendos... y el inefable Marcos Vidal.

Y como tengo que comprobar que los mp3 están bien antes de grabar el CD me estoy escuchando los 54 MB de himnos.

Madre de Dios...

martes, febrero 14, 2006

Cosas que valen la pena

(NO es un meme)

1.- Ir a kendo
Ayer, Ed., el profe de musculación y administrador del local, me decía:

- Joder, Blue Thing, pues te he estado mirando entrenar y no lo haces tan mal...

- ¿A esta? - contestaba P-sensei - A esta no la hagas ni puto caso.

Y yo sonreía porque me había mirado en el espejo del tatami un par de veces al ejecutar las técnicas... y me sorprendía verme :)

2.- Descansar
A pesar de que no tengo dinero, otra vez, ni para pagar el billete de metro que esta tarde me llevaría a la tertulia de Bookcrossing, podré traducir algunas cosas para el dojo, beberé té y escribiré.

3.- Trabajar
¿Os acordáis del "incidente hostia"? Pues el viernes me enteré por fin de qué profesora había inducido a mi pío jefe a retirar el ofensivo cartelito. Y yo me sentí ofendida otra vez: ofendida porque una compañera haya dicho en clase, delante de todos mis alumnos, que se sentía ofendida, y manipulando a los más conservadores de los chicos para pedir enérgicamente (pero con nocturnidad y alevosía) la retirada de un cartel que previamente había sido consensuado en clase entre los chicos católicos y no católicos.

Y me sentí tan enfadada, tan desprotegida como profesora, que tenía planeado, como venganza silenciosa, retirar los carteles del pasillo, todos colocados por mí: los antiracistas, los de educación sexual, los de animación a la lectura. Y dejar en blanco el (mi) tablón de anuncios.

Ayer por la mañana, Nx., de Primero, se presentó en clase con este recorte del periódico:



- Blue Thing, ¿puedo poner esta foto en el tablón?





La foto está en el tablón. El resto de flyers y carteles se han quedado donde estaban.

jueves, febrero 09, 2006

El armario y la madre que lo parió (II)

Alguien me ha preguntado cómo es posible que pueda contar en tono de comedia una situación como la que describí ayer, realmente dramática cuando la vives en directo. Supongo que no hay explicación para nuestras contradicciones, como no la hay para explicar por qué me ha causado tanta tristeza una situación que a cualquier otra persona le habría parecido ridícula, ofensiva, pero no hiriente. En este caso, el post se podría haber titulado Desarmarizada (a hostias).

Formo parte, desde 2003, del Movimiento Bookcrossing. No suelo acudir a las citas en el mundo real, pero participo asiduamente en los debates del foro y de los intercambios de libros en grupo. Y he conocido a algunas personas realmente interesantes y agradables.

En uno de los hilos del Foro, unos cuantos se pusieron a monologar sobre lo locos que están los árabes.

Y obviamente intervine unas cuantas veces con la pregunta que he hecho en casa, entre amigos, en clase y ahora voy a hacer aquí: ¿nadie se ha preguntado por qué los actos de vandalismo se han producido en países azotados por la guerra, la dictadura o directamente el hambre? ¿Por qué en Jordania, Inglaterra, Francia, ESPAÑA... los musulmanes han protestado civilizada y pacíficamente?

Puse enlaces a WebIslam.com, les hablé de mi querida Ummsalama, catalana, musulmana y profesora en Francia, que ha escrito libros sobre el Islam en España, les hablé de Sara, les cité el Corán, les cité hadizes...

Al parecer, a una decana del Foro le ha molestado muchísimo que conozca el Islam mejor que ellos y lo declare en público. Me acusaron de insultar al resto, de ser agresiva, en fin, el típico calentamiento de dedos de los Foros de Internet. Total que arreé con el canasto de las chufas y dije "oye, para estar así seguid vosotros que yo aquí no pinto nada".

Pero también me escribieron en privado. Para que entendieran por qué me estaban llamando agresiva. Tenía que aceptar que soy agresiva. Ahí ya me puse a llorar, les pedí que me dejaran tranquila y que no se preocuparan que no pensaba escribir más en el Foro ni participar en un movimiento en el que personas supuestamente amantes de la cultura podían liármela tan fácilmente. Es difícil describir lo mal que puedes sentirte cuando te das cuenta de que no puedes pasar por encima de esas cosas, que una discusión te afecta demasiado porque tu sensibilidad no está preparada para desenvolverse en el mismo registro que la de los demás.

Tres compañeros me escribieron aquella misma noche para darme ánimos. Dos de ellos incluso me tranquilizaron, y me pidieron que no me sintiera mal por algo que, a sus ojos, sencillamente no había hecho. Que no sólo no había sido agresiva sino que algunos de mis comentarios eran acertados (cosa que, a esas alturas, era lo que menos me importaba, la verdad). Me tranquilicé, me prometí no participar más de lo necesario/literario en el foro, y me fui a la cama...


... y ayer me encontré, en mi registro del contador de visitas, con esto:


Si amplías la imagen, la búsqueda que alguien hizo mientras yo recibía como media docena de mensajes insultantes, fue "Small Blue Thing + psiquiatra".

¿Estúpido? totamente. ¿Retorcido? del todo. Pero me dolió.

Tengo un blog en el que hablo cada día de mi enfermedad y de cómo vivo con ella, sí. Pero nadie lo sabía en el movimiento; y cuando mis compañeros me tranquilizaron, no dudé ni por un momento que hubiera escrito nada arrebatado. Pero alguien se entretuvo en rebuscar basura en mi vida en la Red. Creo que a quien lea esto le va a resultar muy difícil entender cómo me sentí ayer al verlo.

Me sentí violada.

Supongo que se me pasará y seguiré participando en BC por puro interés: descubres lecturas increíbles al intercambiar información con tanta gente, y puedes leer gratis más allá de la biblioteca. Pero, de ahora en adelante, me abstendré muy mucho de participar en su Foro. Gente capaz de perder su tiempo en hacer búsquedas como esa me da miedo. Esa es la única razón por la que no he enlazado el hilo del Foro aquí, como hubiera querido hacer por imparcialidad. Siento no concederos directamente el derecho a discrepar. Pero si a alguno le interesa, entrando en la web española podréis visitar el foro y localizar la discusión allí directamente.

Y aquí termina mi diserción sobre las dos visiones de la salida, total y sin vuelta atrás, del armario.

miércoles, febrero 08, 2006

El armario y la madre que lo parió (I)

Ayer no me dio tiempo a escribir una crónica del chou de película italo-americana que se organizó en casa de mis padres (en la de Madrid: vienen de visita a pelearse para que me entretenga). Pero la información se ha ido acumulando, y como al fin y al cabo va todo más o menos de lo mismo, he modificado un poco el contenido de este post que iba a titularse Desarmarizada.

Cuando llegué a comer a casa de mis padres la cosa estaba liada ya de por sí. El almuerzo en la mesa; mi abuela llorando y mi padre todo cabreado: había llamado a su prima de Puertollano para explicarle cómo la ayudan a vestirse cuando no tiene ganas, la comida especial que mi madre le prepara, que viven en una casa nueva de tres plantas en Miguelturra, Ciudad Real, que no tiene valla pero está llena de vecinos muy normales; y que como yo no tengo dinero pues me han dejado el piso para que tenga donde vivir. Y aquí fue donde la conversación debió de interrumpirla mi padre mandándola al cuerno, porque la prima Petra preguntaba quién era ese desde el otro lado del teléfono.

Al colgar mi abuela las Bodas de Fígaro continuaron, pero ya en la mesa y con los cuatro comiendo (los perros se escondieron debajo de la mesa a mis pies y nos miraban con aire de superioridad). La bronca que montó mi abuela por lo mal que la trata mi padre empezó con tan mal pie que hasta mi madre, que jamás en años nos ha dado crédito (me he llevado broncas de días de duración cada vez que mi abuela rompía los platos contra la pared cuando me quedaba en su casa), se calló y dejó que mi padre le dijera lo que ambos estábamos pensando: que a una señora a la que prácticamente no conocemos de nada no hay por qué contarle nuestra vida. La de ella vale, pero no la nuestra.

Entonces mi abuela tiró la comida del plato y alzó los brazos y le pidió a la Virgen de la Estrella (que es la patrona de su pueblo) que se la llevara esa misma noche, porque como nadie la quería pensaba hacer huelga de hambre hasta morir (como al parecer hizo mi bisabuela, por lo que cuentan en el pueblo, hizo después de un parraque post-parto en 1921; y cuya memoria mi abuela adora hasta límites insanos).

Mi madre se puso a llorar. A mi padre le dio la risa tonta. Y en ese momento recordé una tira de Calvin & Hobbes en la que, después del incendio del que se salvan de milagro, Calvin suspende matemáticas y es como si nada, y dije:

- Tengo un transtorno bipolar.


Se fueron aquella misma tarde al pueblo. Ahora mi abuela come tres veces al día, mi madre me llama cada dos horas y mi padre exige que vuelva a casa para que me cuiden.

Mi madre me ha llamado hoy (una de las veces) para decirme que ha encontrado un informe sobre bipolares en Internet, y que me sentiría mucho mejor si dejara de trabajar, volviera a casa con ellos y así podría estar relajada.

Relajada. Con ella, mi padre y mi abuela.

Creo que voy a desechar la oferta de mi madre, porque este blog perdería credbilidad.

(porque no jorobéis que va a haber manera de convenceros de que no he exagerado ni un pelo)

lunes, febrero 06, 2006

¡La madre!

Mirad lo que han comentado en la versión inglesa de mi post "Jo...":
We testify that qurans burned very well in Finland in this weekend.

We are going to burn more qurans in next week as support of western support to freedom of thoughts. We have already burn few qurans in Finland in this weekend as a support to Denmark. Finnishe media has sensored those pictures, which they took about these burnings.

Finnische freiwillige waffen-SS und andere Finnische men mit

kansallismielinen.blogspot.com

Unser Fuhrer Seppo Lehto Tampere - Finnland


Es coña. Tiene que ser coña, ¿verdad?

¿Verdad?

With a(nother) little help from my friends

En medio de toda mi enfermedad yo-yo, hay una serie de aspectos de mi vida totalmente descontrolados.

Uno de ellos, como sabéis los que conocéis a BlueThing por otro nombre, es el trabajo. No me aclaro. No sé si volcarme en la oposición, si intentar trabajar un tiempo fuera, si...

He intentado hoy hablar con mis padres, y no hay ayuda posible de su parte. No entienden lo que me pasa.

Me gustaría, por favor, hablar un rato con alguno de vosotros en privado, a ver si podéis aconsejarme algo.

Gracias adelantadas.

domingo, febrero 05, 2006

Yujus y pitidos

Cuarto día de la etapa depresiva (con cierto remonte de actividad), A.D.

Para celebrar que ayer salí de casa, cené fuera, charlé con amigos ("nunca entenderé cómo haces para estar tan lúcida en plena recaída, Bluething") y vi Boreback Mountain (aunque hoy estoy agotada, todo hay que decirlo), os dejo un enlace absolutamente delicioso ;)



Atención al Foro que es descacharrante.

sábado, febrero 04, 2006

Première

Tercer día de la Era Depresiva de no salir de casa y, encima, andarse durmiendo por los ricones, A. D.

Suzanne Vega ha dejado esto en su página web. Es una bonita promesa, después de casi cuatro años sin sacar un disco.
Singer-songwriter Suzanne Vega based her design on a new, soon-to-be-recorded song inspired by her daughter. She painted the lyrics on the slipcover and incorporated a silhouette of her daughter's profile. "The opening lyrics of the new song are:

I will take up all your tears
Salty tissues through the years
Spread them in the sun to dry
Diamonds from each time you cry
.

La silla de la que habla es esta y se puede pujar por ella en una subasta benéfica:

jueves, febrero 02, 2006

Jo...

Segundo día de la Era de Depresión con [inusitada] agorafobia, A. D.

Para regodearme en mi miseria económica un poco más, soy suscriptora del boletín de Powells (la librería más alucinante que he conocido en toda mi vida). La crítica de hoy empieza así:

"Had the followers of Jesus remained an obscure Jewish sect," concludes Rodney Stark in his new book, "most of you would not have learned to read and the rest of you would be reading from hand-copied scrolls." I had always known that Jesus Christ was a pretty important person, but I had not quite realized that were it not for him, there would be no one to buy Rodney Stark's books.

Jesus, Stark goes on, is responsible for more than liberating us from scrolls; to him goes the credit for all of Western civilization. If he had remained a Jew, we would live in a despotic world bereft of science and reason. Lots of women would die giving birth, and a significant percentage of children would not live past age five. Firmly ensconced in the dark ages, our societies would be horrendous places to inhabit, lacking "universities, banks, factories, eyeglasses, chimneys, and pianos."


(si los seguidores de Jesús hubieran permanecido en una secta judía escondida, afirma el autor en su nuevo libro, la mayoría de nosotros no habríamos aprendido a leer y el resto lo haría en rollos y papiros. Siempre había sabido que Jesucristo era un personaje importante, pero no me había dado cuenta de que si no hubiera sido por él, nadie compraría los libros de Rodney Stark.

Jesús, según él, es el responsable de habernos liberado del papiro; de toda la civilización occidental. Si hubiera sido un judío más, habría vivido en un mundo despótico sin ciencia ni razón. Montones de mujeres habrían muerto al dar a luz, y un porcentaje altísimo de niños no habría superado los cinco años de vida. Sumidas en la oscuridad, nuestra sociedad sería un horrible lugar donde vivir, sin universidades, ni fábricas, ni bancos, ni gafas, ni chimeneas, ni pianos
).

El libro en cuestión se titula The Victory of Reason: How Christianity Led to Freedom, Capitalism, and Western Success. Ya de entrada tiene narices que "Capitalismo" y "libertad" vayan de la mano junto con "Razón". A no ser que se refiera al periódico, pero lo dudo mucho.


No voy a ponerme a decir ahora que el Cristianismo sólo haya traído inquisiciones y miseria a este mundo. Para apologías idiotas ya tengo el Foro de Webislam (para desgracia mía y de la pobre Nd., la administradora). Pero es que jodeeeer...


Este es el hombre (NO HAY OTRA FOTO, así que no me acuséis de capciosa):



Que alguien le regale el DVD de Roma, por favor.

miércoles, febrero 01, 2006

Going down in pieces

Wyan habría escrito un título para este post más o menos así: /end {fase maníaca}>. Yo prefiero citar la canción de Suzanne Vega que me da nombre.

Se acabó. Ahora viene el bajonazo. Lo he notado esta mañana... mejor dicho, esta mediodía, cuando apenas podía salir de entre las sábanas (durante la fase de depresión, me meto literalmente debajo de las sábanas en la cama, como si me hiciera una crisálida).

Lo curioso de esta vez es que estoy disociándome de los síntomas. Quiero decir, la angustia está ahí: casi puedo tocarla; cuando algo te duele en cada respiración no puedes precisamente ignorarlo. Y también ha aparecido el miedo a las ventanas abiertas, al exceso de luz. Ah, y la apatía. Me ataca cuando escribo, cuando intento estudiar mi Oposición, incluso viendo mi serie. Alarma, alarma.

Eso es lo que me resulta curioso. Que llevo todo el día viéndome a mí misma y casi riéndome.

Supongo que eso es bueno, dentro de la situación.

Camilo me decía justo hace un rato: Estás sempre bem viva, apesar das dores de existir. É bom saber isso.