viernes, noviembre 07, 2008

Paciencia, señores

Después de una semana infernal en la que la normalidad era el tratamiento predominante, y otros cuatro días lo que viene siendo técnicamente agotada, no es que toque mucho el ordenador. Estoy dandole al cuaderno cosa mala.

Tales son los efectos de la normalidad que ayer, cuando J., el director del Master, me llamó para charlar, me cagué de miedo (había faltado dos días por el bajón subsiguiente a la ansiedad y los descontroles). Al final resultó que simplemente quería discutir conmigo cómo plantear con discreción mi transtorno a los profesores, sobre todo a los visitantes. Lo conversamos con normalidad, sin cursiva.

Debe de ser porque en la profesión de cineasta abundan los bipolares (y no sólo esos señores de pelo raro y películas más que estais pensando) y ya está acostumbrado ;D


PP (postpostum que diría el guionista hastiado): Vale que estos posts campaneros no son tan divertidos como los otros, pero comentad también en estos, coñe.


7 comentarios:

Ajenjo dijo...

o quizá sea porque abunda la intelegencia y el respeto ;)

MsNice dijo...

o sensibilidad y respeto. caramba, qué lujazo.

Small Blue Thing dijo...

Pues sí, vais a tener razón. Y gracias por comentar :)

(avisad en el Foro de BC de que mañana pongo la estantería al día y entro en la CLO, porfaaa)

Fet dijo...

Va a ser que aquello es una jaula de grillos.

Cybernapya dijo...

Es lo menos que podemos hacer... Por cierto, conseguí derrotar a mi troll..
Besos

Small Blue Thing dijo...

¿Ya no te pone los cuernos?

Cybernapya dijo...

Que va... Ni eso... Encima se mosquea porque lo adoptamos como mascota... Decía que pasaba ya de mí cuando le nombré en el post del cumpleaños... Y con sus habituales faltas de ortografía... Mira el post de biografías...
Besos