jueves, octubre 01, 2009

Desaprovechando

Hace una mañana de escándalo en Londres y la gente va en manga corta, y sin embargo esta mañana me quedo en casa. Entre otros motivos cualesquiera, porque esta noche me voy a ver al mismísimo Jason Donovan en el musical de Priscilla y ayer, después de la entrevista, los dim sum en el Jen, tres horas de peli boollywoodiense y el bajonazo de la adrenalina, no estoy para ruidos.

La entrevista fue un lujo. Empezando por la sede, y por lo bien que me lo pasé. La historia gustó y tengo que reescribir el guión en una semana o dos para una lectura en profundidad. La cosa va en serio (ya he tenido que cambiar el título por una cuestión de derechos), con lo cual, ahora tengo expectativas, y cuando me lleve la torta va a ser para verlo.

1 comentario:

barbaria dijo...

A ver si me entero: estás en Londres para una entrevista, defendiendo una historia que ha gustado y que pinta en serio... seguro que si te digo que llegar ahí ya es un triunfo me vas a contestar que sólo a medio camino del triunfo..bueno, pues sólo te queda otro empujón y has llegado.
Te pongo una velita a San Judas ¿vale?