domingo, diciembre 13, 2009

Domingo Nui 13-12-2009

Por algún motivo, estos posts dominicales petan las visitas del blog. A veces, las han llegado a cuadruplicar.

De modo que os voy a dar un pelín la chapa aprovechando la coyuntura, y así os enterais todos, que la ocasión lo merece.

Creo que algunos de mis mejores posts (o donde he sido más yo, y donde más ha cumplido su función) han sido entradas como esta. Entonces tenía menos lectores, pero los consideraba a todos amigos.

Por mucho más debo pedir públicamente perdón a Sota de Picas por dos comentarios inmerecidos por él, e indignos por mi parte, en este post suyo. Cuando se falta en público hay que corresponder igualmente en público. Espero que él, y también vosotros, me acepteis las disculpas, y este blog se parezca siempre al que escribía en ese post de 2006.


Y ahora al avío.

¿Recuerdan este vídeo sobre africanos y manicura que nos revolvió los higadillos hace dos semanas?

Pues hizo de revulsivo y hemos podido conocer a su perpetrador. Con todos ustedes, ¡Rafa García de Cosío!
Era primero de carrera, Periodismo, en la Facultad de Comunicación de Sevilla. [...]
Tocaba elegir delegado, y aquí no iban a ser menos. Se presentaron dos candidaturas colegiadas. Una, fundamentada en lo guapos que eran y que acabarían con las clases de los viernes. Otra, que además se ofrecía para organizar todo tipo de fiestas universitarias, y que el próximo viernes ya había preparado una en Chicote, y esto provocó una aclamación a gran escala.

El caso es que ganó esta última candidatura y ahí estaba Rafa, el chicoguapo de clase que no abría la boca porque para qué iba a hacerlo. Un clásico: sin inquietudes y sin lecturas. Acabó el primer año, y no lo volví a ver hasta el famoso vídeo de Intereconomía.


Yo conozco alguno así, ¿y ustedes?


Seguimos en la línea de la manicura y les recomendamos limarse las uñas con esta novedad editorial: Los masones en el Gobierno de España:
La obra de marras repasa tres siglos de masonería gubernamental: ni Franco, ni Azaña, ni Aznar ni Zapatero se libraron (este último es que es masón y todo).

¿Por qué es este libro impresdindeibol?
Vicente Alejandro Guillamón elabora una clarificadora guía para detectar masones y reclama atención hacia aquellos que propugnan un sincretismo relativista, que hostigan a la Iglesia católica queriéndola encerrar en las sacristías y también a sus jerarquías, que se empeñan en imponer la ideología laicista –un mundo sin Dios y sin referentes religiosos–, que acogen y estimulan al islam para desdeñar lo católico, que debilitan la familia, que apoyan el “matrimonio” homosexual y la cultura de la muerte –aborto, eutanasia– en nombre del respeto a la libertad personal, que se adhieren a la propuesta totalitaria de “escuela pública, única, obligatoria y laica”, etc.

Así las cosas, uno entiende que el venerable maestro de una logia de Nueva York haya alabado “los grandes cambios sociopolíticos” ocurridos recientemente en España.


Aunque, como apunta un atento lector,
La masoneria tiene el control de los sectores estrategicos, es tan evidente como dominan la politica, las empresas............. Lo que ellos no saben es que esta practica fue diseñada por los Judios (Cabala) Una forma de cotrolar todos los sectores del poder del mundo. Investiguen, es tan evidente..

En fin, que les dejo porque corro a comprármelo. Pero digan al unísono "¡Gran Arquitecto del Universo con el Vídeo!"


Y este sólo es el principio...


4 comentarios:

Rozonda dijo...

Al final va a resultar qu eyo soy masona y no lo sabía.

Rozonda, preguntándose por qué cuando Dan Brown escribe gilipolleces sobre un tema todo el mundo escribe gilipolleces sobre el mismo tema ¬¬

Sota dijo...

No tengo nada que perdonarte, Pitu...

Grénmabar dijo...

Argh.

El TeoMarronero me saca de quicio, en serio. Es... Es tan... Marrón...

Mira, Cositazul, me encantan tus posts de domingo, pero te lo ruego, avisa: He dejado de escuchar a mi queridisisisisísima Azam Alí para encontrarme con esa maldita antimelodía.

Yo me voy a peinar el páncreas.

Smallsita en portátil consorte dijo...

Sota, pero lo suyo era hacerlo. ¡Y usando el libre albedrío, amás!

Rozonda ...y las escriben en serio, añado.

Grenmábar, jo, es que era una cosa...